RESPONSABILIDAD SOCIAL CORPORATIVA

Peñaclara es solidaria

Peñaclara es consciente de lo duro que es luchar contra el cáncer de mama y quiere aportar su granito de arena apoyando a la investigación y uniéndose así al movimiento en rosa. Porque prevenir es vivir.

Es por lo que Peñaclara viene desde hace años realizando la campaña “Peñaclara en rosa” donando 2 céntimos por cada botella rosa que vende, para contribuir a la investigación de esta enfermedad.

Certificado Equalitas Vitae y Manzanos Wines comprometidos con la accesibilidad

En la búsqueda de la excelencia en materia de accesibilidad, Equalitas Vitae dispone de un título de Accesibilidad y Adaptabilidad que otorga a aquellos establecimientos o recursos turísticos que han implantado un plan de accesibilidad y tienen entre sus objetivos la mejora constante en esta materia. Hace ya más de 5 años que Manzanos Wines recibió esta certificación y año tras año continúa renovándola cumpliendo con los exigentes requisitos que esta titulación establece, así como con sus planes de adaptabilidad continuos.

La clave de nuestro éxito se basa en la calidad: calidad en los servicios y calidad en la información que se ofrece. Manzanos Wines, así como cada establecimiento recomendado por Equalitas Vitae, ha implantado un Plan de Accesibilidad y cumple con unos indicadores que garantizan la practicidad para los usuarios.

Prestamos especial atención al uso que se va a hacer de las instalaciones para que resulten prácticas y útiles. Entendemos que la accesibilidad es esencial, por ello en Manzanos Wines tenemos el compromiso de mejora continua en esta materia.

Siglo, el vino del Saco y Asprodema (ONG)

Hoy en día Siglo continúa con esta tradición fruto de la herencia de familias viticultoras, en colaboración con Asprodema, ONG promotora de personas con discapacidad intelectual, que reviste a mano las botellas con el Saco.

El saco es lo más característico de Siglo y es, quizás, uno de los motivos por los cuales nuestra marca se ha convertido en un indiscutible referente en Rioja, ya que todos podemos fácilmente recordar “el vino del saco”.

El saco nació de una necesidad: la de conservar mejor el vino. Y con esa máxima seguimos elaborando el saco.

Aunque nuestro vino se elabora en Rioja, se transporta a decenas de países de todo el mundo y todos queremos asegurarnos que el vino llega tal y como fue concebido, sin ninguna alteración por cambios de temperatura durante el trayecto y almacenaje.

El saco protege al vino de los cambios de temperatura y de la luz, para emular las condiciones de su crianza en bodega, donde mantenemos una temperatura constante de 12 grados durante todas las estaciones del año y también una luz tenue e indirecta para que el vino duerma con la oscuridad necesaria para su correcta evolución.

El proceso de elaboración del saco es largo y tedioso ya que importamos el yute desde su origen, en La India, y es transportado en barcos durante días hasta que lo recepcionamos.

Una vez aquí comprobamos la calidad del yute y seleccionamos las partes que mandamos a la ONG Asprodema.

Estos cortan y cosen a mano la tela que envolverá la botella y dejan un espacio para que podamos meter la botella.

Es ahora cuando el vino vuelve a bodega para ser etiquetado en el yute y podamos mandarlo a su destino.

El hecho de elegir a Asprodema para realizar este cuidadoso proceso manual de elaboración responde a nuestro compromiso social con las personas.

Somos una empresa comprometida con la sociedad, con las personas, y es por ello que siempre aportamos nuestro granito de arena en diferentes causas.

Un ejemplo de ello es trabajar con Asprodema que para nosotros es un ejemplo de constancia y superación. Se trata de elegir hacer un bien de capacitación social y tenemos claro que es una obra que nos conmueve.

Etiquetas Finca Manzanos para recaudar fondos para la fundación Aspasim

Manzanos Wines lanza ‘Finca Manzanos’ con estas etiquetas personalizadas con el fin de recudar fondos para la fundación Aspasim.

La iniciativa forma parte de la estrategia llevada a cabo por Aspasim enfocada a “recaudar ingresos asociándose con productos de calidad”. Los vinos elegidos han sido Finca Manzanos Crianza y Finca Manzanos Blanco fermentado en barrica, ambos de Denominación de Origen Calificada Rioja. Este último ha sido internacionalmente reconocido al recibir la medalla de bronce en los premios Decanter.

Aspasim, con 75 años de historia, es una entidad sin ánimo de lucro con sede en Barcelona cuya misión es la integración, inclusión, asistencia, rehabilitación y atención integral, personalizada y de calidad de las personas con discapacidad psíquica grave en todos los ámbitos vitales (atención precoz, educación, empleo, ocio, deporte, vivienda, etc.).

En Manzanos Wines apostamos por contribuir a mejorar la vida de las personas.

Prácticas Sostenibles

Parece que con la llegada de la primavera, la importancia de nuestra tierra se hace más notable. En estas fechas, los campos se llenan de color y vitalidad, como si fuesen un reclamo para aquellos que van de viaje o deciden perderse un rato entre la naturaleza. Y es entonces, cuando nos damos cuenta, de lo relevante que puede llegar a ser cuidar nuestro medio ambiente.

En Manzanos Wines, somos muy conscientes de la trascendencia que tienen nuestras acciones en el medio ambiente y, por consiguiente, en nuestra materia prima. Tanto es así, que incluso en nuestro escudo lo queremos hacer visible con el eslogan “En esta tierra abundante que vivimos”.  Es por eso, que hemos querido dedicar la entrada de nuestro blog a contaros qué prácticas llevamos a cabo para cuidar este bien tan preciado.

Desde nuestros inicios y hasta la actualidad, Manzanos Wines ha querido perseverar la sostenibilidad como principio fundamental. Así lo acredita el reconocimiento “Best Of The Turismo Vinícola” en la categoría de Prácticas Sostenibles otorgado por la Red de Grandes Capitales del Vino en 2007 y que sirve como reconocimiento de calidad y excelencia en el turismo vinícola.

Desde nuestros viñedos comenzamos con la idea de conservación de la naturaleza, por eso, apostamos por una viticultura integrada. Conseguimos una reducción en el empleo de  productos, trabajando las viñas con una cubierta vegetal que, además favorece el desarrollo floral y fauna auxiliar en nuestros terrenos.

En el desecho de los residuos también somos minuciosos guardando un equilibrio con la sostenibilidad. Sin ir más lejos, el raspón que se extrae de los racimos y que, aparentemente resulta inservible, se destina al pasto de ganado. Lo mismo ocurre con el agua residual que se genera en la bodega. En nuestro caso, una vez que esta ha sido filtrada en nuestra depuradora, se utiliza para regar las viñas más próximas a la bodega.

Una de las cosas que más traen de cabeza, en lo que a sostenibilidad se refiere, es el fin que se les da a los envases una vez se han utilizado.  Por eso, para continuar con una línea de respeto por el medio ambiente, hemos firmado un contrato con una empresa externa de recogida y gestión de residuos para la retirada del cristal que generamos tras el embotellado. Igualmente, tenemos acuerdos con empresas vidrieras  que, cada cierto tiempo vienen a nuestra bodega a retirar los pallets y separadores de plástico  en los que vienen las botellas que previamente les hemos comprado. Y es por esto, que también disponemos de una prensa que nos ayuda a disminuir el volumen del cartón y plástico generados en el embotellamiento. Con esto, pretendemos facilitar el transporte para su posterior reciclaje a los intermediarios que lo realizan.

Nuestros trabajadores también están concienciados en el ejercicio de estas prácticas saludables. Cabe destacar que, las cuadrillas de trabajadores que acuden a trabajar al campo, siempre completan las plazas disponibles en los viajes a los viñedos. A esto, hay que añadir que, el hecho de que la bodega y nuestros viñedos se encuentren próximos entre sí, reducen considerablemente el uso de transportes. Además, tenemos que recalcar que nuestros tractores son de tamaño reducido, adaptados al cultivo de la viña, por lo que le gasto de gasoil y la contaminación que generan son inferiores a la de otros vehículos.